¿Teletrabajo? Otra forma de trabajar es posible

El teletrabajo cambia la manera de trabajar de las personas. Es cierto, pero también optimiza su rendimiento, maximiza su tiempo de trabajo y permite conciliar la vida laboral y familiar. Elena tiene 45 años y lo sabe. El teletrabajo ha cambiado su vida y su manera de trabajar. ¿Quieres saber cómo?

conciliacion vida laboral y familiar blog virtualizandoconcitrix.wordpress.com45 años. 2 niños, suegra y un canario, Isaías, que es la alegría de la casa con sus ripios matutinos. Esa es Elena. Alto cargo de una empresa de tecnología en la que ya va por las dos décadas su permanencia en la misma desempeñando labores de desarrollo de negocio y liderazgo. Y es mujer. Y madre, como ya hemos dicho. El último vástago, una niña, llegó hace cuatro años. Poco podía imaginar Elena que la llegada de Sandra cambiaría su vida, más de lo que lo hizo Adrián, el primogénito, que ya ronda los ocho; pero sobre todo su forma de trabajar. Esa dio un vuelco absoluto.

Los últimos meses del embarazo fueron nefastos; la mayor parte de los días estuvo de baja, por lo que determinó en delegar algunas de sus funciones, las que requerían más presencia en el día a día de la oficina, y otras decidió mantenerlas trabajando a distancia. Una locura, le llegaron a soltar en una comida de trabajo. Por qué no probar, le dijeron días más tarde. La cosa era bien sencilla: podría usar las mismas herramientas que utilizaba en el ordenador de la oficina y desde casa, en su portátil. Aguantó hasta tres días antes del parto. Siempre fue una jabata. Ahora no lo iba a ser menos. Pero su actividad laboral no se resintió. Al contrario.

Por fin vino Sandra.

Y cambió por completo su manera de trabajar.

Después del periodo de maternidad, Elena decidió retomar su trabajo… pero tal y como había hecho en las semanas anteriores al parto. Así, mantuvo la costumbre de leer el correo antes de dejar a la peque en la guardería; de resolver cuestiones, tareas o dar el visto bueno a informes y reportes desde su teléfono móvil mientras esperaba a que el pediatra asistiera a Sandra; y de perfilar una reunión o de revisar un informe urgente antes de recogerla o tiempo después, cuando comenzó el cole.  Al tiempo, se compró una tableta. Ahora podría trabajar en cualquier parte y cuando el tiempo así lo dispusiera. A su ritmo, marcando el momento y combinando el espacio familiar con el laboral. Incluso en la oficina le preguntaron que cómo lo hacía; si ya de por sí era productiva, superaba su productividad con creces.

Y veía crecer cada día a Sandra sin dejar de trabajar.

Sandra cambió su vida como antes lo hizo Adrián. Pero mucho más lo hizo el teletrabajo.

Sólo tienes que comprobarlo por ti mismo.

5 Replies to “¿Teletrabajo? Otra forma de trabajar es posible”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s